Monitor de Particulas

Modelo:BM-30 LGX

El monitor de partículas LGX BM-30 detecta polvos,  gránulos y trozos así como partículas líquidas, como el rocío, antes de que las emisiones sean visibles, ayudando a las empresas a cumplir los requisitos reglamentarios y evitando el escape de polvos valiosos. El BM-30 LGX consta de una unidad de control, un sensor de partículas y un cable coaxial sensor. La pantalla LCD de la unidad de control permite una fácil configuración y ajuste de parámetros y monitorización de salida variable. Las aplicaciones para BM-30 LGX incluyen monitoreo continuo de emisiones, detección de fugas en filtros de bolsas y monitoreo de flujo de partículas en proceso. El BM-30 LGX cumple con la normativa CE, cuenta con certificación CSA y cumple con la norma EN 61010, requisitos de seguridad para equipos eléctricos para medición, control y uso en laboratorio.